www.teatroengalicia.es 

 Julio I. González Montañés ©

  Presentación Página de inicio El autor Textos Vínculos Otras Webs Base de Datos

 

 

Corpus
La Coca
Las Penlas
Los Gigantes
A Coruña
Allariz
Baiona
Betanzos
Bouzas y Vigo
Chantada
Lugo
Mondoñedo
Ourense
Padrón
Ponteareas
Pontevedra
Redondela
Ribadavia
Santiago
Verín
Otras villas

 

Ribadavia

 

   En Ribadavia, la antigüedad del Corpus se ha querido remontar al siglo XV basándose en las noticias de las Constituciones Sinodales del obispado de Tui, del obispo Diego de Muros (1482) que mencionan el día del Cuerpo de Nuestro Señor entre las fiestas de precepto celebradas en la diócesis tudense, de la que Ribadavia era la segunda villa en importancia.

   Las noticias más antiguas se conservan, sin embargo, en unas Ordenanzas municipales de 1579, aunque en ellas que se hace constar que en buena parte son anteriores a 1517 y se afirma que el orden procesional es el que siempre se ha tenido y guardado, lo que permite pensar que, efectivamente, las procesiones se celebraban en Ribadavia desde finales del siglo XV.

   En 1615 consta la existencia de una Cofradía de San Jorge a la que pertenecían todos los artesanos de la villa sin distinción de gremios, cuyos miembros tomaban parte en la procesión con sus pasos, coca, penlas y danzas. En 1627 el Sínodo tudense de Pedro de Herrera establece la obligatoriedad de celebrar la fiesta en todas las feligresías y lugares grandes del obispado, y en el caso de Ribadavia se ordena la participación de todas las parroquias de la villa con sus cruces, de los frailes dominicos y de varias feligresías de los alrededores, saliendo la procesión de la parroquia de Santiago en la que tenemos documentada desde 1793 la existencia de una Cofradía del Santísimo Sacramento.

   La obligación de los dominicos de acudir a la procesión no fue bien acogida por los miembros de la orden, celosos ya que los franciscanos estaban en principio exentos por depender del obispado de Ourense y no del de Tui. Esta circunstancia fue motivo de numerosas disputas y pleitos cuya documentación proporciona abundantes datos sobre la naturaleza de las celebraciones.

   En los documentos del siglo XVIII se mencionan gigantes, penlas, músicos –gaiteros y tamboriles-, danzas, la Coca o Becha y corridas de toros en la Plaza Mayor. Salía también en la procesión el feno de los horneros, diablo cómico con chocas similar a los gamachiños de Betanzos o los céntulos de Pontevedra y existente, con la misma denominación, en Allariz:

Sale la Villa formada de su Ayuntamiento de dicha Iglesia de Santiago para la procesión (…), el Alcalde con sus  dependientes se vienen a dha. plaza, y de ella sale con los Gigantes un músico (…) y de vuelta se vienen al Ayuntamiento con Gigantes, penlas y toda la tropa.

  Por lo que se refiere a la existencia de representaciones teatrales en la villa asociadas a la festividad del Corpus, no tengo noticias de su existencia, aunque sí las hay, desde 1693, de las que tenían lugar en las fiestas de la Virgen del Portal, patrona de la localidad.

  Lo que sí consta es la escenificación, en el campo de Santo Domingo, de la lucha entre San Jorge y el dragón (la Coca o Becha), imagen del demonio que en la villa se decía que moraba en las profundidades del río Avia.

 

 

 

 

Los gigantes de Ribadavia en los años 40. Entonces salían en las fiestas del Portal, pero su origen está en las procesiones del Corpus

Foto: Maquians

_____________________________________________________________________________________________________________________________________

© Julio I. González Montañés 2002-2009. Se permite el uso no lucrativo de los materiales de esta Web citando su origen.

Páginas optimizadas para una resolución de 1152 x 864 px. Pulsa simultáneamente las teclas  CTRL y + ó  -  para ajustar el tamaño si utilizas una resolución diferente